"Anatomía de un asesinato": el principio de todo

Llevaba tiempo queriendo ver una película de la que había escuchado grandes elogios pero nunca conseguía sacar el tiempo necesario para ver la película y el posterior cineforum que hicieron en el programa de Garci (Cine en Blanco y negro).


No he quedado defraudado. Verdaderamente la película tiene un ritmo, un peso en la historia y los personajes que tienen pocas películas. Otto Preminger es uno de los grandes sin lugar a dudas, a pesar de ser como tantos otros (Nicholas Ray o Anthony Mann por ejemplo), infravalorados por gran parte de la crítica de su tiempo. Anatomía de un asesinato es una película perfecta, de donde sale casi todo el cine judicial (el bueno, claro) que vendrá después. Aconsejo ver la película y el coloquio posterior uno de estos fines de semana que nos esperan en que el fuego de las temperaturas invita a tirar de dvd y aire acondicionado.

Os dejo con los créditos de Saul Bass que son ya un verdadero prodigio.

"Luther"

Otra miniserie de la BBC que aúna calidad, ingenio y síntesis. 6 capítulos son suficientes para contar la historia de un policía que tiene que investigar entre la podredumbre humana más detestable. Aún así la serie no acude al gore y al sexo animal en primer plano... Se conforma con "dejar ver" detrás de diálogos inteligentes los límites a los que puede llegar la degeneración humana. Y la serie atrapa desde el primer minuto sin necesidad de forzar la trama una y otra vez y acabar el capítulo en el momento de mayor intensidad.

El protagonista Idris Elba (The Wire) y los créditos de la serie son memorables. El trailer de promoción de AXN no hace justicia a la serie: demasiado elemental y típico para un producto tan inteligente.



Otra puerta grande para Woody

Con 75 años y después de unas cuantas películas insulsas y reiterativas (Vicky Cristina Barcelona, Conocerás al hombre de tus sueños), Woody Allen vuelve a regalar una obra deliciosa. "Un canto de amor a París" en palabras del cómico neoyorkino. Pero esta vez no es un collage de postales bonitas sino una historia bien trenzada, finalizada con esmero y magníficamente dirigida. Hasta Owen Wilson está bien en su papel de "americano en París". Lo de Marion Cotillard no tiene tanto mérito porque lleva años siendo la mejor de las películas en las que participa.

La película de Woody Allen además ha conseguido arrebatar el nº1 de la taquilla española a la entretenidísima Sin identidad (la primera peli dirigida por un español, Jaume Collet-Serra, en ser nº1 en USA). El trailer es muy bueno y no destripa el ingenioso argumento.


"The Company Man": buenas personas

Sed buenos le decía E.T a Elliot antes de marcharse para siempre. Y películas como The Company Man son de las que sin ser obras maestras te ponen delante personajes de carne y hueso que te hacen pensar. Me gusta que haya directores que cuentan la historia de personas buenas. Ante tanto psicótico, alienígena y perturbado que puebla nuestras taquillas creo que es necesario que actores como Ben Affleck (cada vez mejor actor), Kevin Costner (cada vez más gordo pero aquí tienen un buen personaje), Tommy Lee Jones, Chris Cooper o María Bello hagan películas tan "humanas" como esta, con giros tan divertidos. Evidentemente Up in the air llegaba kilómetros más lejos. Pero es que lo de Up in the air era caso aparte.

Buena promoción de una serie fallida

En breve publicaré una crítica larga de The Pacific. Ya dije hace tiempo que los títulos de crédito son magníficos. Ahora me llama la atención que Antena 3 utilice para su promoción la banda sonora del trailer de Donde viven los monstruos (una película maravillosa sobre la infancia pero bastante incomprendida).

Comments System

Disqus Shortname